Subir y bajar escaleras

Subir y bajar escaleras

GLORIA ZAPATA OSORIO  Fisioterapeuta de EULEN Sociosanitarios para el CRE de Alzheimer

  • Esta actividad está recomendada solo para personas con demencia que según valoración médica y funcional puedan realizar esta actividad de forma segura. Se excluyen las personas que tengan debilidad muscular, problemas de equilibrio, alteraciones severas de la marcha, alteraciones perceptuales o sensoriales que les impidan realizar esta actividad aun con ayuda. No está recomendada para personas con problemas de salud como artritis, artrosis, miopatías, y enfermedad cardiaca.
  • Se trata de una actividad que ayuda a promover la práctica de ejercicio físico de intensidad moderada en personas con demencia; aumentar la fuerza muscular en los miembros inferiores; mejorar la resistencia cardiopulmonar y mantener la independencia funcional en acciones cotidianas.
  • Revise que la escalera tenga buena iluminación, barandas, bandas protectoras antideslizantes en los escalones y que esté libre de objetos con los que la persona pueda tropezar. Asegúrese de que la persona lleva calzado cómodo y que da un soporte adecuado a los pies.
  • Previamente, informe a la persona sobre lo que va a hacer.
  • Mientras sube o baja la persona siempre debe usar la barandilla, mantener el tronco recto y centrar la atención en el trabajo de piernas y pies. Asegúrese de que apoya el pie completamente dentro del escalón.
  • El desplazamiento se hace a un ritmo suave y constante sin llegar a la fatiga.
  • Siempre que sea posible se realiza diariamente en dos ocasiones. En cada una la persona debe subir y bajar todos los peldaños 2 veces.

Hacer una replica

Tu dirección de email no será publicada