Dispositivos móviles y sus posibilidades para las personas mayores

JAVIER TELLOINGENIERO INFORMÁTICO

En la actualidad, la gran mayoría de personas dispone de dispositivos móviles, ya sean Smartphone o Tablet, cuyo uso diario se ha incrementado en los últimos años hasta el punto de ser una herramienta más de uso cotidiano.

Estos dispositivos facilitan multitud de servicios que usamos para realizar diferentes actividades, bien de tipo laboral o simplemente con el objetivo de disfrutar de una forma diferente de ocio.

Por desgracia, la predisposición o configuración por defecto de los dispositivos móviles es muy genérica, ya que está enfocada a un público muy amplio y que, por lo general, está acostumbrado al uso y manejo de las conocidas «nuevas tecnologías». Dicha configuración, a veces, no es tan sencilla como debería, lo que provoca que en ocasiones el uso de los dispositivos no sea tan sencillo como deseamos. Cuando ocurre este problema, la mayoría de usuarios no tienen ningún inconveniente, ya que acondicionan su Smartphone a su gusto, debido a las grandes posibilidades de personalización que poseen. En cambio, en el caso de las personas mayores (y en ocasiones no tan mayores) esta personalización de los dispositivos es tan compleja como el manejo del dispositivo con los valores que vienen en él definidos por defecto.

Con el fin de facilitar su manejo e introducción en las nuevas tecnologías, la gran mayoría de dispositivos proporcionan diferentes medios para facilitar su uso. Estas facilidades suelen estar enfocadas a maximizar la usabilidad del dispositivo, sobre todo en los aspectos visuales y sonoros del mismo. Teniendo en cuenta qué aspecto se quiera acondicionar, existen diferentes posibilidades:

  • Adaptar el brillo, la luminosidad y el contraste de la pantalla. Suele ser un paso inicial que facilita la visualización de los contenidos.
  • Adaptación de los iconos y fuentes de texto del dispositivo. Dependiendo del tamaño y tipo de iconos o fuentes, la visualización es más sencilla.
  • Adaptación del volumen del dispositivo en función de la capacidad auditiva.
  • Personalización del micrófono del dispositivo para acceder rápidamente a las aplicaciones o utilidades más usadas.
  • Creación de accesos directos a las aplicaciones o utilidades más usadas del dispositivo.

Estas son algunas de las características que se pueden configurar en la mayoría de dispositivos, de las muchas posibilidades que poseen.

Por otra parte, es importante mencionar que existen multitud de aplicaciones que han sido creadas y/o enfocadas a públicos como el que tratamos y que facilitan su manejo. Algunas de estas aplicaciones son las conocidas como «launcher» y pueden llegar a ser muy útiles, ya que modifican el funcionamiento del dispositivo con el fin de facilitarlo. Además existen algunas aplicaciones enfocadas a modificar el funcionamiento de elementos del dispositivo, como pudiera ser el volumen máximo del mismo.

En definitiva, existen multitud de posibilidades con las que introducir a nuestros mayores en el mundo de las tecnologías, ya sea con dispositivos especiales para ellos o personalizando y adaptando la mayoría de los dispositivos a sus peticiones y condiciones.

Hacer una replica

Tu dirección de email no será publicada